Fuente: La Razón

Los padres que rechacen la vacunación de sus hijas contra el Virus del Papiloma Humano (VPH) firmarán un documento que los responsabilizará de su decisión. En Cochabamba solo 30 de 120 niñas fueron inmunizadas ayer, en el inicio de la campaña.

“Si un papá rechaza la inmunización de su hija tendrá que firmar un documento. La expone a que a futuro pueda tener cáncer. La administración es voluntaria y no será un requisito para la inscripción”, afirmó a La Razón la responsable del Programa Ampliado de Inmunización de La Paz, Roxana Laura. Recordó que la dosis se aplica a menores de edad de entre 10 y 12 años.

El director nacional de Salud, Rodolfo Rocabado, corroboró la versión y aseguró que la vacuna “no es obligatoria. Los padres podemos tener una posición, pero  no expongamos a nuestras niñas a que tengan que padecer cáncer”.

En el país cada año se registran 2.800 casos de cáncer de cuello uterino y mueren 845 mujeres.

Según lo programado, ayer comenzó en todo el país la campaña de vacunación contra el VPH. En Cochabamba sólo 30 niñas —de 120 niñas que debían ser inmunizadas en el colegio Pedro Poveda— recibieron la dosis de la vacuna. Según maestros y alumnas, los padres se desanimaron y no autorizaron su administración.

Deja un comentario